Excursión a las Salinas de Santa Pola con niños

Excursión a las Salinas de Santa Pola con niños

El Parque Natural de las Salinas de Santa Pola es ideal para visitar y realizar alguna excursión. De hecho, hay varias rutas que se pueden hacer. Por eso, en esta ocasión, aprovechando la subida de las temperaturas voy a describir una excursión a las Salinas de Santa Pola. Además, también podréis finalizarla en la Playa de El Pinet de Elche. Seguro que si hacéis el recorrido con niños les encantará. Y es que como la ruta se empieza prácticamente a nivel del mar, ya estarán cerca de la playa. Y estoy convencido que les gustará el paraje, como ver las aves que frecuentan el mismo. Como curiosidad, comentaros que no siempre se ha llamado así. En realidad, las Salinas de Santa Pola fueron declaradas como Paraje Natural por la Generalitat Valenciana en 1988. Y es en 1994 cuando se declaró Parque Natural con el objetivo de proteger el paisaje.

Además, el Parque Natural de las Salinas de Santa Pola está reconocido como humedal. Situado entre los términos municipales de Elche y Santa Pola es muy conocido por su riqueza ambiental. Así mismo, parte de su popularidad viene por el inicio de la explotación de sus Salinas a finales del siglo XIX y principios del XX. La explotación de las salinas, más la elevada riqueza ambiental hacen que mucha gente visite estos paisajes. Y la verdad, es que es ideal recorrerlo porque podremos realizar la ruta por playa e incluso dunas. ¿A qué son motivos más que de sobra para realizar una excursión a las Salinas de Santa Pola con niños? Pues seguid leyendo, seguro que os convencerá para visitar sus paisajes y la riqueza de su ecosistema.

Características de la ruta

 Dificultad técnica: Fácil

Coordenadas inicio: 38º9’11”N0º37’49”W

Distancia aproximada: 2 km en ruta (circular, ida y vuelta)

Tiempo en movimiento: 45 min

Desnivel positivo acumulado: 3 metros

Altitud mínima: 0 metros / Máxima: 3 metros

Excursión a las Salinas de Santa Pola: ¿cómo es el inicio?

Hay un aparcamiento cerca del inicio de la ruta (coordenadas 38º9’11”N0º37’49”W) por las Salinas de Santa Pola. Así que, no será complicado poder aparcar porque lo encontraréis con facilidad. Nada más comenzar la excursión a las Salinas de Santa Pola durante 140 metros caminaremos por una pasarela de madera. Al finalizar la misma, llegaremos a una caseta de observación. Veremos que está muy bien cuidada y podremos aprovechar para contemplar las vistas a través de la misma. Desde dentro, se pueden observar algunas de las aves que frecuentan el Parque Natural de las Salinas de Santa Pola. Y es que principalmente lo que más destaca son la presencia de aves. En concreto, pueden verse patos, el búho chico, garzas, gaviotas, cigüeñas y también flamencos… Por ejemplo, los flamencos se pueden contemplar durante todo el año. A veces, es posible incluso que superen los 2000 ejemplares en el parque. ¿Asombroso verdad?

Pues de las aves comentadas que destacan en el Parque de las Salinas de Santa Pola, no están presentes siempre las mismas. En realidad, el número y tipo de aves en el Parque Natural de las Salinas de Santa Pola depende de la época del año. E incluso, hay algunas especies en peligro de extinción. ¿Es curioso a qué sí conocer un poco más del entorno? Pues, conocido un poco sobre las aves del Parque Natural de las Salinas de Santa Pola continuamos la excursión. A partir de ahora, desde la anterior caseta de observación finaliza la pasarela de madera. Tendremos que caminar por la arena de las dunas.

Pero… ¿existe vida en las dunas de Santa Pola?

Prácticamente durante todo el recorrido que queda, el camino será por arena. Y caminar por la arena no sólo será difícil para nosotros… En realidad, aunque destacan en el parque las aves, además es característica vegetación de la zona como el pino carrasco. Así, mismo, los insectos y reptiles se han tenido que adaptar para vivir en este entorno. De hecho, las dunas impiden que puedan vivir fácilmente animales o proliferar vegetales porque su arena no retine agua. También como la arena de la duna está en constante movimiento por el aire, dificulta la vida. No obstante, la vida siempre se abre camino… Es el caso de algunas plantas o animales que habitan en este hábitat, las cuáles han desarrollado adaptaciones. Por ejemplo, algunas plantas que por sus tallos mucho más profundos pueden coger agua.

Incluso, en el caso de los animales, es posible contemplar determinados insectos en las dunas. En concreto, destacan los escarabajos pimelia y escarites entre otros. Por la conciencia de preservar otro tipo de insectos también, por el camino podréis ver refugio para insectos beneficiosos. Y no sólo los anteriores insectos han logrado abrirse vida en un entorno hostil como el de las dunas. Además, en el Parque Natural de las Salinas de Santa Pola destaca la presencia de reptiles. En concreto, la lagartija colirroja, la culebra bastarda o de escalera y el lagarto ocelado entre otros… Precisamente, en una anterior ruta por la Sierra de Callosa registrada comentamos que vimos varios lagartos ocelados. Siempre, alegra la vista tener la ocasión de poder contemplarlos dado su gran tamaño.

¿Cómo continúa la ruta por las Salinas de Santa Pola?

El ecosistema del Parque Natural de las Salinas de Santa Pola es variado. En realidad, además de los anteriores insectos, aves o reptiles, se pueden contemplar mamíferos como el zorro. Y como hemos comentado antes, en el caso de los reptiles o insectos han tenido que adaptarse para vivir en un entorno hostil de dunas. Y entre sus mecanismos de adaptación a este entorno hostil destaca el aprovechamiento de las malladas. Las podremos ver durante la excursión, incluso con paneles informativos sobre las mismas. Aunque, normalmente están secas, y en épocas de lluvias retienen agua la cual aprovechan los reptiles de la zona.

Durante la excursión por el Parque Natural de las Salinas de Santa Pola ya veis que se puede aprender mucho. Pero también, lo podréis aprovechar para reconocer algunas de las montañas de Alicante que se pueden contemplar durante el recorrido. Así, por ejemplo, se distingue la Sierra de Santa Pola, el Puig Campana, el Maigmó, el Cabeçó d’Or, la Sierra Aitana o la Sierra de Crevillente entre otras… ¡Y con mucha facilidad reconoceréis la isla de Tabarca! De hecho, las vistas del paisaje de montaña y de las Salinas de Santa Pola podréis contemplarlas con facilidad desde la Torre que encontraréis tras 1 km de iniciar la ruta. Subir a la parte más alta de la Torre es fácil mediante sus escaleras de madera. No entrañan dificultad, por lo que no os costará.

Contempladas las vistas desde la Torre bajar con cuidado las escaleras de madera. Especialmente, precaución al bajar si realizáis la ruta con niños. Si seguís el recorrido podréis volver por las dunas o por la playa El Pinet. Seguro que os encantará caminar unos pocos metros por la playa escuchando el sonido del mar.

Javier Tomás-Juan

Practico deportes de naturaleza como el senderismo en Alicante. Mi afición a la montaña ha contribuido en cierta manera a que desarrolle mi actividad profesional realizando funciones como autónomo relacionadas con el marketing para ópticas, para restaurantes y tiendas de deporte.
×
×

Carrito

Consúltanos

Privacidad y cookies: El presente sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la navegación, la experiencia web, y elaborar información estadística a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando entendemos que acepta su instalación y su uso. Para obtener más información, como la forma de eliminar o bloquear las cookies consulte nuestra Política de Cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar