Atardecer en la Mallada del Llop

Atardecer en la Mallada del Llop

Volver a la Pirineo Alicantino de ruta es espectacular por sus paisajes. Y por eso, quiero compartir un bonito atardecer que disfruté en la Mallada del Llop en la Serrella. La verdad es que, me encanta verlos sobre sus 1361 metros de altura.

Comencé la ruta ascendiendo desde Famorca hacia el Pou de Neu de la Serrella. Y de ahí, me dirigí a su mítica cumbre. Es una ascensión que no está señalizada desde esta población de El Comtat. Aunque, la senda está en buenas condiciones en casi todo el recorrido. Y, al consultar mapas de montaña del Instituto Geográfico Nacional (IGN) se hizo amena la subida.

Te voy a ir contando la experiencia para que lo conozcas. Sí, porque ver atardecer en la Sierra de la Serrella es muy bonito siempre. No obstante, en realidad no empecé en Famorca. Si no que, realicé una ruta de senderismo de unos 50 kms empezando en Tollos.

Por la mañana temprano comencé preparando la ruta al Barranco de Malafi. Y, cuando terminé de trabajar saqué los mapas de montaña de IGN para ampliar considerablemente el recorrido.

Sierra de la Serrella-Senderismo en Alicante

Tras salir del barranco, me dirigí hacia las pinturas rupestres del Pla de Petracos en Castell de Castells. Además, están muy cerca incluso del pueblo de Benigembla que se ubica en la Marina Alta.

El entorno donde se encuentran, sin duda es impresionante. Y, de ahí llegué a Famorca para iniciar una bonita subida contemplando estampas de la Serrella que siempre se quedan en la retina.

Mallada del Llop en la Serrella: de ruta

Ascender de senderismo la Serrella es precioso por los paisajes que se aprecian. Sin embargo, es una sierra que no se debe subestimar. Es una montaña dura si no se está acostumbrado. De hecho, puede ser fácil desorientarse si no se tienen conocimientos de mapas.

Independientemente de lo anterior, es necesario ir con el equipaje de montaña adecuado según la estación del año. Son recomendables palos de senderismo, utilizar botas de montaña y vestirse según la teoría de las 3 capasAdemás, en función de la climatología con nieve pueden necesitarse crampones y piolets.

Tras estos consejos continúo comentando el bonito atardecer que disfruté en la Mallada del Llop en la Serrella. La verdad es que, por los 50 kms y haber estado trabajando inicié la subida rápido. En menos de 1 hora estaba en la cumbre. Subí a un buen ritmo para llegar lo antes posible.

Desgraciadamente en estos tiempos para travesías de montaña de muchos kilómetros recorriendo sierras y poblaciones con el toque de queda por el coronavirus en España estamos limitados.

El motivo es obvio, en la montaña pueden surgir contratiempos y ser necesario variar el recorrido de las rutas. En excursiones de 50 kms o más, el hecho de modificar el itinerario puede dar lugar a tardar varias horas más en regresar al coche. Además, lógicamente hay que tener en cuenta el tiempo de regreso en carretera para estar en casa por el toque de queda.

Descenso nocturno de ruta a Fageca

Lejos quedan las rutas de más de 24 horas que hacía antes y de unos 100 kms que difundía en redes sociales. Pero, todo llegará y mientras tanto se continúa igual disfrutando de atardeceres como los de la Mallada del Llop en la Serrella.

 PUBLICIDAD


No olvides el uso de frontales de senderismo para garantizar tu visibilidad y seguridad en la montaña

PUBLICIDAD


No olvides usar frontales de senderismo en tus rutas en la montaña

Publicidad

La puesta de sol fue preciosa en directo. Sí porque, horas antes se habían formado nubes medias y altas que anticipaban un bonito atardecer. Después de disfrutarlo inicié el descenso dirección al Pico de Serrella y hacia El Castellet. Parte de la bajada fue rápida al ir siguiendo las marcas que se observan del GR-330 cerca de la Mallada del Llop.

Me puse en marcha sin olvidar lógicamente la utilización de guantes, gorro de trekking para no perder calor por la cabeza y el frontal. Lo disfruté mucho con la luz artificial. Sí porque, regresando dirección hacia el Pla de la Casa eran impresionantes las vistas.

Terminé de ruta nocturna a Facheca para volver a Tollos. Aunque, el toque final fue contemplar la silueta de la Sierra de Alfaro al bajar de noche. Y, de la Sierra de Almudaina. ¡Muy bonito!


Publicidad

Javier Tomás-Juan

Practico deportes de naturaleza como el senderismo en Alicante y el trail running. Mi afición a la montaña ha contribuido a que me especialice en el marketing online mediante técnicas de teletrabajo

Deja una respuesta